sábado, 30 de octubre de 2010

Motivos Por El Cual La Gente Se Van De Las Iglesias


Una de las grandes preocupaciones de los pastores hoy en día es, que se transformaron en caidillos, y se quedaron solos con su dictadura:

Muchos dicen. “Me robaron las ovejas”. Siempre que alguien se va de la iglesia es porque existe un “mal interior”, por eso se va a otro lugar, pero no es atraído sino que trata de esconder donde no le conocen como es, y de esta forma no ser descubierto.
No le echemos la culpa a otra iglesia, le lavaron el cerebro, lo hipnotizaron, lo sedujeron, la engañaron; no, esa persona esta en crisis y ese fue el detonante. Cometemos el error de pensar que ese hermano traiciono al pastor, y es mas fácil decir “me robaron mis discípulos” que analizar que pasa en la iglesia.

Podemos ver algunos motivos por el que se van a otra iglesia:
Se van porque sufren maltrato emocional y espiritual, están dolidos lastimados, descalificados y buscan el buen trato.

Vemos maltratos de los pastores que castigan cuando predican, porque usan situaciones de los hermanos para el mensaje. Todo el mundo se mira y ¿de quien habla? Entonces, “si te vas de aqui te va a ir mal”. Usan la culpa, manipulan y descalifican, gritan, humillan en público o privado.

Vemos maltrato de pastores que creen que la gente es exclusiva de su grupo y debe pedirle permiso para todo hasta para tener novia.

Vemos maltrato de diáconos que recibe a la gente con cara de limón, se creen dueños de las iglesias, con miradas sospechosas.

Vemos maltrato de otros miembros donde el “todos contra todos vale”, chismes, críticas, agresiones, peleas, es común.
Vemos peleas entre pastores por su status, posición, enviando mensajes diferentes, y este maltrato emocional afecta a las personas y se van.

Se van de la iglesia porque es una iglesia sin propósito, están muertas, aburridas, con discusiones humanas interminables, doctrinas que no se aplican, con canciones aburridas, alabanzas tristes, adoración depresiva.
La gente pregunta si ofrendo ¿Adonde va mi dinero? ¿Qué hacen con el si no veo nada? No se renuevan en lo espiritual, no tienen dinámica y nada atractivo para jóvenes menos aun para viejos.

De que sirve escuchar “Las trompetas de Jericó”, “El manto Babilónico”, “Los pecados de Adán”, cuando la persona tiene problemas de matrimonio, el hijo en el alcohol, no puede pagar el piso, no tiene trabajo y no le aportamos dirección, no lo sanamos primero interiormente para que pueda entrar en la Presencia de DIOS o entender su PALABRA.

Se van por el legalismo de la iglesia. Esto mata, con toda nuestra existencia encima somos acusados, somos culpables, no nos merecemos nada de DIOS y nos pegamos un tiro después del mensaje.
Te ponen cargas: “no pantalones, no te pintes, las mujeres no prediquen”, todo es culpa, pecado, falsa santidad, falsa unidad. Nadie se divierte, no al futbol, mas vale calidad que cantidad,en la iglesia no se baila, no se grita, no se sientan hombre con mujeres por las dudas, el pastor no tiene que reir, es falta de ética. Tapan la herida después el miembro y el cuerpo se pudre.

Se van por estar en iglesias almaticas. El alma es la suma de la mente, la voluntad y la emoción, esto forma un vínculo de amiguismo entre hermanos que a la menor palabra, gesto no entendible se pelean, no sirve un vínculo que no sea en el Espíritu, se dividen iglesias por esto.

La gente almatica dice: “Soy familia del pastor, Soy amigo del pastor, soy su mano derecha, me toco”, entonces vemos familias con tradición cristianas que tienen el control de la iglesia generación tras generación y pocos participan.
Vemos gente que se va de la iglesia por falta de interés de los que se congregan. Dicen: “se fue porque estaba débil en la FE”, pero nadie los discípulo, nadie los recibió, nadie le mostró interés, dicen: “no se ajustaron, no quisieron aprender”. Pero por favor, VEN, te vamos a ayudar, sanar, restaurar, bendecir, te vamos a enseñar, VEN, este es el mejor lugar del mundo, acá DIOS te quiere y nosotros también.

Se van de la iglesia porque fueron disciplinados. Le pusieron cadena perpetua no disciplina, se arrepintieron de su pecado pero como se separo no puede entrar a la iglesia, parece que el hombre no perdona, solo DIOS. Pertenecen al grupo de “condenados” por tiempo indeterminados por el hombre, en ves de bendecir, juzgan todo el tiempo. No pueden participar de la Santa Cena, están en la ultima silla, los hacen sentir que son cualquier cosa menos que DIOS TIENE MISERICORDIA CON ELLOS y los quiere restaurar, sanar, bendecir, prosperar.

Se van de la iglesia por pastores sin compromiso. Pastores asalariados, sin vida espiritual, cumplen horario, no traen avivamiento, no motivan, no tiene visión, no es padre espiritual, no es mentor de otro, viven estresado, dicen: “Yo les doy la palabra que se arregle”, no apoyan, no siguen a la oveja para ver su crecimiento, no amonesta, no exige crecimiento, todo es igual, le da lo mismo, necesita vacaciones.
La gente de “victoria” trabaja, invade, habla, enseña, da, fomenta, se entrega, entonces vemos a la pareja de pastores y nos motiva a comprometernos, a ganar gente, a enseñar, a crecer, a estudiar, son modelos a seguir porque su propósito es superior y lo demuestran sin demostrarlo.

LA GENTE NO SE DEBE IR DE NINGUNA IGLESIA, ES EL MEJOR LUGAR DEL MUNDO. HAGAMOS DE ESTE LUGAR EL MEJOR LUGAR DEL MUNDO PARA NOSOTROS Y PARA AQUELLOS QUE NO LO CONOCEN.
ATRAIGAMOS AL MUNDO AL MEJOR LUGAR DEL MUNDO.
DIOS TE BENDIGA

3 comentarios:

Anónimo dijo...

y entonces ke cara hacemos adonde vamos

José dijo...

Maravillosas palabras. Das en el clavo de principio a fin. Dios es amor, no represión. Y ahy quien sustituye a Dios por las cadenas de la libertad y eso no es haber entendido nada. Bendito aquel que no tiene que poner cadenas a su rebaño y éste le sigue gozoso y en libertad.

Anónimo dijo...

Se van de la Iglesia porque son débiles, son muy ofendibles. Se van de la Iglesia porque no soportan la disciplina. Ciertamente, hay iglesias donde se maltrata a las ovejas, pero ese "maltrato" aparente debe verse compensado con los otros aspectos de la vida de la Iglesia. POr ejemplo, estoy en una iglesia donde me exigen resultados (financieramente, en la obtención de discípulos), pero al mismo tiempo, cuando estoy enfermo nadie me visita, nunca el pastor ha tenido alguna deferencia conmigo en los asusntos espirituales. Hay iglesias donde definitivamente no está Dios, y hay cristianos que nunca han conocido a Dios, y sólo por esa razón se van